Así fue 2015 en mi Blog

Un año más los duendes de WordPress.com han preparado un informe de lo que supuso 2015 en este blog.

Une fois encore les petits lutins de WordPress.com ont préparé un rapport de ce que fut 2015 pour mon blog.

En voici un extrait :

Un métro New-Yorkais contient 1.200 personnes. Ce blog a été visité 4 800 fois en 2015. S’il était un métro New-Yorkais, il faudrait faire 4 voyages pour les déplacer tous.

Cliquez ici pour voir le rapport complet. Pinchad aquí para el informe completo.

Las otras caras de la emigración: Trini

Me llamo Trini, soy higienista dental, desde el año 2000 trabajando sin parar… hasta el 2011 que mi jefe en lugar de ganar 10 ganaba 8 y tenia que despedir a alguien porque tenia que seguir ganando 10 y como yo era soltera sin cargas, no me dejaba tan en la estacada.

Trinitat

Así empezaba mi calvario trabajando solo cubriendo bajas maternales, trabajando 10 horas, cobrando 800 euros y al hacer la declaración de la renta me salia a pagar 1500 euros, pase a hacer ya solo medias jornadas.

Al final ya ni encontraba trabajo y las ofertas eran trabajar 10 horas, con contrato de 3 a 2,5 € la hora, trabajar de 14h a 21h, de lunes a viernes por 350 euros al mes y si era buena me podían dar hasta 400… ni pagar el alquiler podía. Sigue leyendo

Las otras caras de la emigración: Ana, Paco, Ainhoa, Noelia y Claudia

Somos un matrimonio con tres hijas, Ana 40, Paco 47, ainhoa 18, Noelia 13 y Claudia que acaba de cumplir 3 añitos, llevábamos tiempo manteniendo relación via skype con una familia española que vive en Le Havre, Alta Normandía, nos regalaban los oídos todo parecía un camino de rosas. Total que aquel 13 de marzo de 2014 cogimos un autocar con cuatro maletas y apenas 2000 euros que buenamente nos dio la familia, ninguno lloraba pero el nudo en la garganta ahí estaba.

playa de Le Havre

playa de Le Havre


Sigue leyendo

Harto

Puedo decir que no soy de los que se quejan,

que prefiero ganarme el cambio y cada poco cuenta,
y es por eso que el quejarme hoy tanto me cuesta
pero no hay más que pueda hacer, siento impotencia.

Harto

Podría decirlo más alto pero no más claro Sigue leyendo

Generando desechos

Generando desechos

Solicité el envío de un “nearcom”, ese minúsculo aparato, mas pequeño que un capucho de bolígrafo, que aparece en la parte inferior de la fotografía. Venia en la cajita verde que a su vez reposaba sobre el manual de instrucciones (descargable de internet) y la gruesa placa de corcho gris. No hay nada mas.

¿Era realmente necesario tanto envoltorio?
Después nos preguntamos porqué generamos tanta basura.

Profesionales baratos

Los diseñadores gráficos se suelen quejar, y con razón, del poco aprecio que hacen los clientes de su trabajo y como algunos les ningunean para conseguir una bajada de precio.

Pues a los audioprotesistas nos pasa lo mismo. De vez en cuando me encuentro con pacientes que después de haberlos recibido, estudiado su caso, debatido con ellos sus posibilidades protésicas, se dan una vuelta por internet o por farmacias y ortopedias y luego regresan a mi para discutirme mi presupuesto.

Con el último la conversación fue tal que así:

Monsieur .- Tengo un presupuesto cuyo montante no llega a la mitad que el suyo y vengo a pedirle explicaciones.

Yo.- Disculpe pero no le entiendo, ¿Porqué debería darle explicaciones sobre un presupuesto que no he hecho yo?

Monsieur .- Pues porque usted es más caro y son los mismo audífonos.

Yo.- ¿Y porqué son los mismos audífonos, caballero?

Monsieur .- Pues porque he visitado una página web, he rellenado un formulario con los audífonos que usted me había recomendado y…

Yo.- ¡Oh vaya! Así que no ha visitado a ningún audioprotesista, ¿No es así?

Monsieur .- No. Es una página web.

Yo.- Ningún profesional le ha atendido en su despacho como yo lo he hecho, ha estudiado su caso como yo lo he hecho, ha revisado la fisionomía de sus oídos y ha descartado patologías e incompatibilidades como yo lo he hecho, le ha explicado en que consiste una adaptación audioprotésica como yo lo he hecho, le ha explicado todas las posibilidades de prótesis auditivas que usted puede usar y le ha recomendado la que, según su criterio profesional, más le conviene como yo lo he hecho ¿No es así?

Monsieur .- No. Es una página web y he rellenado yo sólo mi presupuesto. Quiero saber porqué usted es más caro.

Yo.- La diferencia, señor, está en mi trabajo. Usted viene aquí y contrata un profesional. Mientras que en su página web usted compra un artículo. Pero éste es un país libre y tiene usted derecho a ir dónde le parezca. Si quiere adaptarse en mi centro, éste es mi presupuesto. Si quiere comprarse los audífonos en internet ya tiene usted su presupuesto.

Monsieur .- Pues no ha respondido a mi pregunta. ¿Porqué su presupuesto es más caro?

Yo.- No, caballero. Lo que no he hecho es darle la respuesta que usted quiere oír.

A continuación este señor empezó una larga charla sobre el comercio en internet, adaptarse a los tiempos. Con toda la amabilidad que me fue posible le interrumpí y le expliqué que el primer día que vino le dediqué una hora y media, que no le cobré, y ahora vamos por otra hora que tampoco le voy a cobrar pero que mi trabajo y mi tiempo, por si no lo ha entendido, cuesta dinero.

Una situación parecida la vivi en Jaén cuando dos días después de entregar un presupuesto una señora entró en mi gabinete hecha una furia porque en la farmacia de su pueblo vendía audífonos a un tercio del precio de mi presupuesto. Nos llamó estafadores y no se cortó en dedicarnos toda clase de insultos.

Seis meses después volvió para disculparse. Lo que le vendieron fueron “amplificadores” (para los no entendidos os diré que son audífonos que usan la tecnología de los audífonos que se fabricaban en 1950), para el servicio de adaptación y postventa debía llamar a un número de teléfono de Madrid, dejar un mensaje y ya la llamaban.

Obviamente nunca tuvo un profesional a su lado que le realizó todo el protocolo de adaptación, que le hizo un seguimiento y que procuro atajar los posibles problemas antes de que estos se produjeran. Nunca tuvo un servicio, y esa es la diferencia fundamental entre una buena adaptación y una adaptación barata.

Pues claro que hay audífonos más baratos que en un centro especializado. También te puedes comprar las gafas en un supermercado y los medicamentos por internet. Y luego hablaremos de la crisis y del paro, pero cuando ponemos echar abajo el trabajo de un profesional entonces le echamos la culpa al precio de su trabajo.

Empieza la campaña por el pastel, digo por España

La patronal fuerza la ruptura de la reforma de la negociación colectiva – http://pulsene.ws/1N74J

Los empresarios españoles lo tienen claro. España no va a ningún sitio sin ellos.  ¿para que negociar cuando ahí tienes a dos partidos locos, loquitos por conseguir el poder en las próximas elecciones generales?

Con un millón, quizás dos, de españoles en contra, harán lo de siempre, aferrarse al poder económico y entonces la CEOE, siempre pensando en el bien del pais, conseguirá lo impensable.

¿Quieres un adelanto?
– hay que apretarse el cinturón,
– medidas de austeridad presupuestaria,
– control del gasto,
– moderación salarial …

¿y que podemos hacer nosotros que somos simples ciudadanos, verdad?

A por ellos.  Democracia Real YA!

Donar el cordón umbilical no es tan fácil…

Esperando mi turno en el centro de salud veo un reportaje sobre las donaciones de cordón umbilical en el momento del parto.
Es fácil,
Es gratuito,
Ayuda a otros…

Durante todo el embarazo de Ariel dejamos constancia de nuestra intención de donar el cordón. Siempre nos remitieron al matrón en el momento del parto.
A diferencia de la donación de órganos no existe ningún documento dónde dejar constancia escrita de nuestra voluntad. O eso nos dicen.

En admisión, habiendo roto aguas Paloma, recalcamos a los ginecólogos que nos atienden que queremos donar la sangre del cordón. “a la matrona” se nos vuelve a decir. Nadie toma nota, no rellenamos ningún impreso.

Durante las 16 horas que estuvimos en la sala de dilatación volvimos a sacar el tema. “sí,sí, claro que sí”.

Al parto sólo entra la matrona con una enfermera. Cuando por fin nace mi hijo y lloramos y besamos le pregunto a la matrona.
Ella se disculpa diciendo que se le ha olvidado,, pero que ese es un proceso complejo que requiere la participación de más personal sanitario, que teníamos que haberlo solicitado con antelación. La matrona reconoce que no existe ninguna solicitud y todo son acuerdos de palabra.

Mi hijo nació con la suerte de contar con unos padres y una hermana que le quieren.

Las personas que hubieran podido beneficiarse de las células madre de su cordón contaron con la mala suerte de un parto en navidad, con el personal celebrando las fiestas en la sala de enfermeras y fuera del hospital. La mala suerte de una matrona de mal humor porque había discutido con los médicos y por trabajar el día de su cumpleaños.

La mala suerte de un protocolo mal hecho que deja la donación no a la voluntad de los padres sino al humor del sanitario de turno.

Esas células madres que queríamos que fueran un regalo para quién las necesitara acabaron en la basura junto con nuestras esperanzas de que nuestro hijo comenzara su vida con una buena acción .

¿Quieres una invitación para Google Wave?

Puesto que nadie de mis “allegados” está interesado, me sobran 19 invitaciones para Google Wave que regalaré a los primeros 19 que me las pidan.

Si estás interesado deja un comentario y te enviaré la invitación.
Si no sabes que es Google Wave, echa un ojo a esto:

Actualización a las 22:20 del mismo día: Ya repartí mis invitaciones pero en los comentarios Javier Gemar ofrece también invitaciones: javigemar[arroba]gmail[punto]com